Desafío Leer de 8 a 9 años

Genial!… Toda esta colección de cuentos para vos!!… Registrate!!!

Desafío Leer de 6 a 7 años

Registrate ahora!!!

Desafío Leer hasta 5 años

¿Te gustaría saber qué cuentos podés encontrar en el Desafío Leer 2020? Yo te muestro lo que hay en la biblioteca ordenado por edades… Son muchos… muchísimos cuentos ilustrados para leer y releer… Para jugar y ganar medallas… Y participar de sorteos de libros de cuento!!!! Dale… Registrate y participá del desafío!!!

Regalo para el “Día del Libro”

El próximo 15 de junio se celebra en Argentina el Día del Libro y qué mejor que festejarlo leyendo. En estos videos te dejo una invitación muy especial…te animás a participar del Desafío Leer 2020?… Dale, no te pierdas esta oportunidad!!

“Uh, qué lino” de Luis Pescetti”

 

Un cuento de Luis Pescetti ¡Uh, qué lino!

Como se que te gusta mucho… te comparto un cuento super divertido de un genio de la literatura infantil argentina. Para leerlo solo (mejor entre dos y en voz alta) o pedir que te lo lean.

 

Uh, qué lino
Luis Pescetti(Del libro Nadie te creería)

_¿Mo me quelé?
– Chi.
– A mer…¿cuánto?
– Muto.
– ¿”Muto” o “muto muto”?
– Mutísimo…¡Achí!
– Uh, qué lino.
– ¿Y mó? ¿Me quelé?
– ¡Uh! Maquel chol.
– ¿El chol nomá?
– El chol, la luna, lasteyas, la tiela…toro. Toro, toro, toro. Achí, má que toro nel nivercho
– Uh, qué lino…Amél, namun mechito.
– Tomá…muá.
– Oto.
– Muuá.
– Oto.
– Muuuuá.
– No, oto y oto y oto.
– Muá. muá, muá. ¡Milá que te como, ¿eh?!
– Uh, qué meio, ¿cherio?
– ¡Chi! – ¿Y polqué meván comé?
– Polque choi…¡un león!
– ¡Uh, qué meio, chenor león! ¡Nome coma!
– ¡Chi! ¡La como! ¡Aaah!
– ¡No! ¡Qué meio!
– No, no tena meio, era mabloma.
– Ya ché, cho tamén era mabloma.
– ¿Tonche? ¿Te como?
– ¡Y chi!
– Am aam, ñam,ñam, qué lico, aam, ñam. Chatá. Te comí.
– ¡Uh, qué lino!
– ¿Yhora me quelés?
– Chi, muto, aquíntu pancha.
– ¿Cuánto?
– Parichempre de parichempre.
– ¡Uh, qué lino! Cho tamén.
– ¿Mamo pachear nela mano?
– Cho te chevo.
– No, achí cunto nelamano, men cherquita.
– ¿Cómo cherquita?
– Chote poyo la cabecha aquí nelhombro, y mamo nela mano. Cuntito.
– Uh, qué lino, mamo. Chí, mamo. No, pelá queme peinun poco.
– Palaqué tepeinás?
– Palachel la pelchona malina nel muno. Pala voch.
– Vochasós la pelsona malina nel muno, ¿nontendé? Cho…cho…chote quelo achí como chos. Note vachá peiná.
– Mamo, mamól.
– Mamo cocha monita.

 

Y si después querés escucharlo mirá la siguiente entrada.

¡Qué lo disfrutes!

Cuento gratuito “Rosa contra el virus”, un cuento para explicar el Coronavirus a los niños

Para poder descargarlo hace click en el siguiente enlace:

https://editorialsentir.com/cuento-gratuito-rosa-contra-el-virus/

¡Espero que te guste!

23 de abril Día del Idioma Castellano

Cuento “Un elefante ocupa mucho espacio” de Elsa Bornemann

un elefante

El “Mes de la Memoria” es también una ocasión para recuperar textos prohibidos por la dictadura, conocerlos, redescubrirlos y ofrecerlos para su lectura.

Un elefante ocupa mucho espacio es un libro compuesto por 15 cuentos que tuvo reconocimiento internacional, (fue elegido para integrar la Lista de Honor, del Premio Internacional “Hans Christian Andersen”, otorgado por International Board on Books for Young People, con sede en Suiza.

Entre los cuentos que contiene el libro, la autora narra la historia de una huelga de animales en un circo, propuesta por el elefante, «Víctor, un elefante de circo, se decidió una vez a pensar “en elefante”, esto es, a tener una idea tan enorme como su cuerpo… ahí nomás les explicó a sus compañeros que ellos eran presos… que trabajaban para que el dueño del circo se llenara los bolsillos de dinero… que eran obligados a ejecutar ridiculas pruebas para divertir a la gente… que se los forzaba a imitar a los hombres… que no debían soportar más humillaciones y que patatín y que patatán. (Y que patatín fue el consejo de hacer entender a los hombres que los animales querían volver a ser libres… Y que patatán fue la orden de huelga general…)».

«Un elefante ocupa mucho espacio» de Elsa Bornemann, junto al libro «El nacimiento, los niños y el amor» de Agnés Rosenstieh, ambos editados por Librerías Fausto, fueron prohibido con el siguiente argumento:
«En ambos casos se trata de cuentos destinados al público infantil, con una finalidad de adoctrinamiento que resulta preparatoria a la tarea de captación ideológica del accionar subversivo (…) De su análisis surge una posición que agravia a la moral, a la Iglesia, a la familia, al ser humano y a la sociedad que éste compone.» (Decreto N°3155 del Poder Ejecutivo Nacional 13 de octubre de 1977)

Para poder leerlo hacé un click en la imagen

“El pueblo que no quería ser gris”

Cuento sobre la última dictadura militar en nuestro país

el pueblo

En los años 70, en nuestro país, los colores vibraban, expresaban, eran fuertes, furiosos… Hasta los discos de vinilo eran de colores. Se veían círculos, lunares grandes y pequeños y las flores llenaban los vestidos y las camisas.
Se hablaba de buscar la paz, de libertad, de elegir lo que quisiéramos sin importar el que dirán.
De pronto, un grupo de individuos, en pos de un supuesto orden, dijo “¡Basta!”. Comenzó a cerrar puertas, a oscurecer, a censurar, a decirnos que teníamos que ser disciplinados y responsables, que debíamos ser todos iguales, que no debíamos pensar diferente, tampoco leer cosas “indebidas” ni expresar lo “incorrecto”. 
Para leerlo solo tenés que hacer click en este link: el_pueblo_que_no_queria_ser_gris I- NIVEL INICIAL